(13-Feb-2015) El Defensor del Pueblo, Tarek William Saab, haciendo mención a las atribuciones constitucionales que le confiere el Art. 280 de la Constitución de la República Bolivariana de Venezuela y al Art. 13 que expresa que “el espacio geográfico venezolano es una zona de paz”, condenó el intento de golpe de Estado develado este jueves y en el cual estarían involucrados varios oficiales de la Aviación militar.


De esta manera el titular de la Defensoría del Pueblo se pronunció de manera oficial en torno a la denuncia que hiciera el propio Presidente de la República, Nicolás Maduro Moros, con relación a una intentona golpista que, expresó, “fue afortunadamente develada por los organismos de inteligencia y que ha permitido, en este aspecto, evitarle a nuestra nación un baño de sangre y una espiral de conflictividad ya conocida en el pasado”.

El Defensor recordó en ese sentido que el 11 de abril del año 2002, en un golpe de Estado fraguado por sectores militares y civiles, fue derrocado el Presidente Hugo Chávez Frías elegido constitucionalmente y fueron disueltos los poderes públicos, entre ellos la Asamblea Nacional, cuyos integrantes fueron destituidos de sus cargos y el propio Tarek William Saab, que contaba con inmunidad parlamentaria fue detenido. Al respecto aseguró que “nadie quiere en este país que sucesos como ese se repitan”.

Aseveró que “es incomprensible que en una sociedad democrática como la nuestra, con un debate político intenso y participación abierta de todos sus actores, con espacios ganados en territorios del país por parte de factores opositores, llámese gobernaciones, alcaldías, cámaras municipales y escaños en la Asamblea Nacional, aún se pretenda, se aspire, se promueva en pleno siglo XXI, en el año 2015, golpes de Estado”.

Mencionó también los sucesos más recientes de conflictividad ocurridos en el año 2013, cuando se llamó a desconocer los resultados de la elección presidencial y a drenar la rabia, lo que dejó como resultado 14 personas fallecidas. Igualmente, rememoró los sucesos de febrero a junio de 2014 cuando dirigentes de un sector de la oposición llamaron a “La salida”, llamado que pretendía forzar la renuncia del presidente elegido constitucionalmente a través de la violencia callejera, y que tuvo un saldo de 43 fallecidos y más de 800 lesionados.

Tarek afirmó que “condena enérgicamente” este nuevo intento de golpe de Estado porque tiene los mismos antecedentes de los hechos antes descritos. Informó además que tras conversar con la Fiscal Superior Militar pudo conocer que la tarde de este viernes serán presentados ante la Corte Militar los siete oficiales de la fuerza aérea presuntamente implicados en la insurrección. El Defensor del Pueblo señaló que “solicitamos que a estos militares detenidos se les respete su debido proceso (y) su derecho a la defensa”.

Precisó que la Defensoría del Pueblo está llamada a convocar a la paz, a la concordia, al civismo y al debate democrático entre iguales, “porque todos somos venezolanos”, indicó.

Injerencia extranjera

Tarek William Saab no descartó que el gobierno de los Estados Unidos tenga injerencia en lo ocurrido en Venezuela.

“Nosotros aquí en la Defensoría del Pueblo tenemos una tesis. Yo pienso que ha sido la permanente política de agresión, de estigmatización, de señalamiento, de injerencia en los asuntos internos de Venezuela por parte de una potencia militar, de una potencia política, como lo es los Estados Unidos de América, la que ha instigado a que esto ocurra”.

Mencionó entre los medios de intervención las sanciones a funcionarios venezolanos, a las que calificó de ilegales e ilegítimas, aparte de írritas y “nulas de toda nulidad”, pues explicó que los Estados Unidos no es un organismo multilateral, no tiene competencia de tribunal mundial ni tiene jurisdiccionalidad en base a las leyes y tratados internacionales para sancionar, evaluar o certificar a ninguna nación, sujeto o persona natural en materia de derechos humanos.

Añadió que los voceros y el gobierno de EEUU se han dedicado “de manera permanente a agredir a las instituciones de este país y a tratar de socavar la legitimidad democrática de nuestra nación”, lo que ha podido ser entendido por los involucrados en el golpe como una luz verde para actuar.

Por último, Tarek exhortó a la oposición a pronunciarse y condenar este intento de golpe de Estado, de lo contrario, serían “cómplices de este intento por aislar a Venezuela y socavar la paz democrática”, afirmó. Fin / Mirella Malpica – Fotografía / Arnaldo Da Silva