(06-Nov-2017) Como parte de las competencias y las atribuciones constitucionales, el Defensor del Pueblo, Alfredo Ruiz, visitó la Entidad de Atención de Niños, Niñas y Adolescentes El Ruiseñor de Catuche, ubicada en Vista Alegre, parroquia El Paraíso, en Caracas, con el fin de velar y garantizar los derechos de esta población vulnerable que es prioridad absoluta del Estado venezolano.

El Defensor del Pueblo inició el recorrido por este centro de abrigo acompañado de la Presidenta de la Fundación de Niños, Niñas y Adolescentes de la Gobernación del Distrito Capital, Anaïs Arismendi y de la Directora de la Entidad, Igsoemali Idrogo.

Durante el recorrido Alfredo Ruiz anunció la grata noticia de que cuatro niños de esta casa de abrigo fueron entregados a familias sustitutas, “que ahora los acompañarán durante su desarrollo integral”. Dijo que dicha medida se pudo lograr gracias a la orden de un tribunal con competencia en materia de Niños, Niñas y Adolescentes.

Cabe reseñar que la Entidad Ruiseñor de Catuche tiene capacidad para 14 niños, niñas y adolescentes en situación de riesgo, actualmente alberga a cinco niños y niñas que esperan ser ubicados con sus familiares o familias sustitutas.

El Defensor del Pueblo aseguró que para el Estado venezolano es prioridad los Derechos Humanos de nuestros niños y niñas; por ello, se está brindando la debida atención a este grupo de infantes que están en situación de riesgo o abandono. “Es decir, es prioridad absoluta para el Estado, los niños y las niñas en situación de riesgo o en situación de abandono”, recalcó.

 

Es por ello, que hizo un llamado a todas aquellas personas que quieran acompañar a estos niños o niñas que están en situación de vulnerabilidad por alguna situación con su familia de origen para que “se aboquen, junto con el Estado venezolano, a acompañarlos para que la vida de estos infantes transcurra con plena normalidad, y se conviertan en ciudadanos y ciudadanas de bien, en conductores de la patria, conductores del futuro de la República y de todo el planeta”, Aseveró.

Igualmente, el Defensor del Pueblo destacó que la institución que preside realiza inspecciones periódicas a todos los Centros de Atención y las Entidades de Atención de NNA, Consejos de Protección, escuelas, centros de salud, geriátricos por ser una institución vigilante de los derechos humanos.

“Nuestro deber es ver cómo se pueden mejorar y la idea de esta inspección es que existe una preocupación por el tema de la alimentación para que sea  más balanceada y que se hagan los respectivos enlaces con el Instituto Nacional de Nutrición; además, se ha capacitado a todo el personal no solo en derechos humanos sino con alternativas de alimentación como huertos y enseñando además a los niños desde muy pequeños en consonancia con la naturaleza”, argumentó.

Por su parte, Anaís Arismendi, calificó de importante esta visita por el intercambio de experiencias como organismos garantes del Estado venezolano, de que se respeten las leyes y los derechos de los niños, niñas y adolescentes. Además, en un país donde la constitución es garantista de los derechos de los niños, niñas y adolescentes.

Arismendi señaló la importancia de las políticas de Estado en materia de protección de niños, niñas y adolescentes para la reinserción familiar de los infantes en situación de abandono y el fortalecimiento de las familias para que los niños puedan volver a su entorno familiar o sean entregados a familias sustitutas; destacó la necesidad que significa contar con estas casas de abrigo que atiende a infantes en condición de riesgo.

En el marco de esta actividad, el Defensor del Pueblo recibió de manos de la Presidenta de la Fundación de Niños, Niñas y Adolescentes de la Gobernación del Distrito Capital una carpeta contentiva de 173 denuncias, en materia de niños, niñas y adolescentes ocurridas durante los cuatro meses de guarimba. Alfredo Ruiz indicó que las mismas serán investigadas y remitidas a los organismos competentes. Fin / PRENSA Defensoría